Granos y Semillas

Carlos Campabadal, investigador de la Universidad Estatal de Kansas (KSU), EEUU, brindó una conferencia en la EEA INTA Balcarce sobre el uso de ozono como alternativa para el control de plagas de granos almacenados. Estas consideraciones son el producto de varios años de investigación en esta tecnología llevada adelante en las Universidades de Purdue (Indiana) y del Estado de Kansas principalmente. Seguidamente se resumen los puntos más importantes de su exposición.

El ozono es un gas levemente más pesado que el aire. La molécula de ozono está compuesta por tres átomos de oxígeno y se genera al hacer circular aire a través de un arco eléctrico de alto voltaje.

 

El ozono actúa en el granel oxidando toda molécula orgánica a su paso. INSECTOS HONGOS  y cualquier sustancia que se encuentre en la periferia del grano son destruidos por   el ozono. El modo de acción del ozono sobre los insectos es aun objeto de estudio, pero se cree que su principal efecto es un daño a nivel del tracto intestinal y respiratorio del insecto.  Y en el  caso  del hongo el es desactivado  por  oxidación.

El ozono tiene propiedades esterilizantes y reduce la contaminación de esporas de hongos y toxinas fuera del grano aunque su efecto es reducido cuando el grano se encuentra contaminado internamente. Sin embargo, si la mayor carga microbiana se encuentra en la superficie, el ozono tiene un importante efecto esterilizante. Por otra parte, si consideramos que la mayor proporción de las micotoxinas están típicamente en el interior del grano, el efecto real del ozono sobre las toxinas debería observarse como un efecto de importancia secundaria.
 

La sanitización en seco de granos y semillas con ozono, lo cual no deja residuos que atenten contra la inocuidad de los alimentos, lo cual SI OCURRE con los sanitizantes actuales.

Se evitaría el uso de gases tóxicos, como el oxido de etileno o el uso de radiacion gama, el uso de ozono es una alternativa de vanguardia y está en la tendencia mundial de obtener productos cada vez más sanos